1+

Hay un nombre que viene sonando fuerte desde hace algunos años: Adriano Canella. Se trata de un joven que, a base de trabajo y su innata espontaneidad, fue logrando hacerse de un espacio en el universo audiovisual peruano. A menos de 5 años de haber comenzado su carrera, hoy tiene 23,5 mil seguidores en su cuenta de Instagram, es embajador de Motorola y conduce su propio late show por streaming. Además, fue la cara detrás del segmento “Las Súltimas” de Cinescape, el exitoso programa peruano de entretenimiento sobre cine conducido por Bruno Pinasco. Más tarde, con Qué Novelas, Canella siguió sumergiéndose en el séptimo arte. También fue convocado para ser parte de la serie online de América TvGo, Como Tv, donde interpretó a Malboro. 

Inquieto y descarado, su talento ya tuvo su primer reconocimiento en el Jakob Owens Short Horror Film Contest, en octubre de 2019, cuando uno de sus cortos recibió la condecoración a mejor historia. Hoy es el agente G8 y, con la ayuda de su moto g8, logra sobrevivir y descubrir misterios. 

Qué sabemos de él

Tiene 25 años. Comenzó su carrera en los medios hace 4 años. Antes había trabajado como fotógrafo y modelo. Se recibió en 2011 de Bachiller y más tarde estudió la carrera de Comunicación Audiovisual en la Universidad de Lima, donde hizo un intercambio y pasó un año en Salamanca. Su debut tuvo que ver con una mezcla de dos cosas: destino y búsqueda. Empezó siendo practicante del programa de Pinasco y terminó, dos años después, conduciendo su propio segmento. Su primera aparición en televisión fue mientras movía una silla del set.

“Empecé como practicante en Cinescape a inicios del 2016. Escribía artículos para la web y ayudaba con las redes sociales. Sin embargo, al poco tiempo que ingresé, propuse hacer una secuencia digital: teníamos más de 2 millones de seguidores en Facebook y solo lo utilizábamos para compartir noticias de Hollywood y no para crear contenido original”, contaba años atrás. Fue así como nació “Preguntas con Cancha”, una sección donde había invitados que eran sometidos a un cuestionario con preguntas graciosas. Casi al mismo tiempo, le sacó el trabajo a la voz en off de “Las Súltimas”, cuando propuso que la secuencia saliera por las redes sociales y con un conductor que terminó siendo él.  Sin embargo ganarse la simpatía de los espectadores no fue tan fácil. Al inicio, las críticas en la virtualidad se hicieron oír, muchos lo calificaban como el “serrucho” del conductor. Más tarde, todo se volvió un recuerdo y Canella conquistó el mundo con el segmento que salía dos veces por semana por Facebook. 

Puedes conocer un poco más sobre su historia y lo que hace, en el siguiente video:

Qué hace

Adriano Canella escribe, dirige, actúa y conduce un late show. En estos años se ha convertido en toda una personalidad en su Perú natal. Histriónico y ocurrente, el millennial se divierte poniéndose detrás del agente G8 o comentando películas. Ahora en cuarentena conduce desde casa ¡Ejjjcuchame!,  un ciclo corto y humorístico a través del cual hace entrevistas a famosos. Hace días estrenó su segunda temporada. Con humor, Canella interpreta a diferentes personajes y hasta le da espacio a noticias absurdas haciendo honor a los clásicos programas cómicos. El ciclo,que puede verse en su canal de YouTube, tiene clips y música ochentosa, entrevistas a celebridades donde se tocan temas incómodos y un abanico de ocurrencias que fluyen en sus 15 minutos de duración. “Me encanta pensar en formas innovadoras de comunicar. Mi área de experiencia es lo audiovisual y principalmente la ficción”, se define Canella en su perfil de Linkedin. Algo que se nota en los productos que realiza, donde la edición hace del formato un material dinámico, kitsch y entretenido, donde el multifacético Adriano pasa de presentador a notero, de notero a protagonista de un comercial y así sucesivamente. También dice que entre sus nortes está el de dedicarse a crear piezas audiovisuales creativas para empresas.

Qué hizo con Motorola

Canella ha protagonizado algunos cortos de Motorola donde interpreta desde un agente secreto hasta un joven desbordado. 

“Yo solía ser el mejor espía de la Nación pero en una misión que parecía recontra papaya fui emboscado y perdí a mi compañero, a mi padre, al que me enseñó todo. Tras esta decepción dejé a la agencia Power y me dediqué a cuidar mi chacra y a mis animalitos”, cuenta en el corto, donde pueden verse imágenes de explosiones, disparos, vacas y el momento en que alguien  le  pone una bolsa en la cabeza. Acto seguido, el agente vuelve a la acción, luego de que uno de sus superiores lo convenciera para regresar y le diera un teléfono inteligente con el que puede “espiar de lejitos” gracias al lente zoom y “saber más de todo”, con la cámara que tiene IA. Con un divertido sketch inspirado en las clásicas películas de espías, Canella se convierte en el Agente G8, más power que nunca. 

También, como embajador de Motorola, ha hecho el unboxing del moto g8 power, donde destaca todos los atributos que tiene el modelo. Desde la cantidad de batería, que dura más de dos días, pasando por las cuatro cámaras, el sistema de audio Dolby, hasta el cargador TurboPower™. Con simpatía, el creador de contenidos va mostrando las facilidades de este celular. Dos años atrás, con el pelo corto y campera de jeans, presentaba el moto g6.

En otra de las acciones con Motorola, Canella se muestra mirando a cámara donde cuenta que hace un tiempo no podía hacer todas las cosas que quería hacer. “No era capaz de capturar los momentos como yo quería, la comunicación con mis seres queridos era constantemente interrumpida y todo porque no tenía energía suficiente”, dice. Hasta que, gracias a su nuevo teléfono, todo cambia: desde su look hasta su entonación. “Ahora puedo hacer múltiples cosas a la vez sin que se cuelgue”, explica en el divertido material audiovisual. 

1+